ıllı Guías de Viajes, Hoteles y Aeropuertos (2018)

INFORMACION SOBRE OFERTAS DE VIAJES, HOTELES, VUELOS, SEGUROS, ALQUILER, DESTINOS Y CONSEJOS PARA VIAJAR

 !Selecciona tu Idioma!

ıllı Directorio Internacional de Hoteles del Mundo:

ıllı Palacio del rey Martín el Humano en Poblet wiki: ofertas y reservas, precio barato y opiniones

COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

hoteles, viajes y aeropuertos

salud  ıllı Palacio del rey Martín el Humano en Poblet wiki: ofertas y reservas, precio barato y opiniones 


Al atravesar la Puerta Real se halla a mano derecha una puerta que da acceso al patio del palacio. La entrada al edificio se hace desde este patio que está anexo al espacio de los lagares, y de allá arranca la escalera que conduce a las plantas superiores.


Es un espacio irregular y no amplísimo puesto que se debió amoldar a las zonas ya construidas de los lagares, atrio de la iglesia y muralla, de donde arranca la escalera principal; hay otra menor en el fondo que conduce a las dependencias auxiliares. Al final de cada una de estas escaleras hay una puerta gótica rematada por el escudo real en losange (diamante o bien rombo) que contiene la cimera con el dragón alado empleado por vez primera por Pedro IV el Ceremonioso.


Las testeras enseñan 5 grandes ventanas góticas, triforas, todas distintas, mostrando entre ellas una enorme armonía. En la parte superior y como cornisa corre un friso de arquillos que descansa sobre cabezas humanas y ciertos dragones. Los arquillos de las testeras este y oeste son originales y los del norte y sur que estaban sin acabar fueron completados en la restauración de mil novecientos sesenta y seis por el cantero Miquel Vendrell.


Desde el exterior se accede de manera directa a la sala primordial, llamada de la corte o bien de día. Tiene cubierta de madera que se apoya en 2 grandes arcos en cuyas baldas se ven unos ángeles tenantes con los escudos del rey Martín y su primera esposa María de Luna. En la pared se abren unas ventanas que dan mucha iluminación y en el fondo hay una enorme chimenea palaciega. Una puerta pequeña conduce al corredor y otra grande a la segunda sala llamada de las damas o bien por la noche. En la sala de las damas hay una ventana; el artesonado fue puesto en la última restauración. En el muro sur se adivinan los restos de una chimenea como la precedente.


La testera de la parte trasera está muy decorada con baldas historiadas y un ventanal central con un friso lleno de relieves que pudo librarse bastante bien de los daños ocasionados a lo largo del siglo XIX y el siguiente abandono. Siguiendo la segunda puerta de acceso al palacio se llega a la capilla real. Las otras estancias sirven para los servicios auxiliares del museo que ocupa el día de hoy este palacio.


La estatua gótica que decora este palacio (mil trescientos noventa y ocho-mil cuatrocientos diez) se ha atribuido a Françoy Salau, conforme unos estudios recientes de finales del siglo veinte. Este profesor escultor de origen francés labró capiteles, frisos, blasones, figuras, vegetación y fauna, con un estilo de gran realismo probando en ocasiones bastante sentido del humor.


La Dirección de Preciosas Artes realizó la restauración y finalización del palacio. El arquitecto técnico Alejandro Ferrant Vázquez dirigió los trabajos. Al lado de la puerta primordial se puso una pequeña lápida de celebración del evento. En mil novecientos setenta y nueve se dedicaron las estancias a Museo de Poblet, con la ayuda y cooperación de las Diputaciones de Girona y Tarragona.


Martín I deseó sepultarse en Poblet así como su padre Pedro el Ceremonioso. Con este fin escribió al abad Vicente Ferrerpara que le edificara el sepulcro. Sin embargo, cuando murió lo sepultaron en la catedral de Barna, hasta el momento en que en mil cuatrocientos sesenta sus restos fueron trasladados al monasterio así como los de su hermano Juan I de Aragón y la segunda esposa de este, doña Violante de Bar. En nuestros días su tumba se encuentra en el extremo del crucero, al lado de la capilla de San Benito. El sarcófago es obra de Federico Marés.


El monasterio de Poblet había quedado bastante destruido y desposeído de los objetos de valor; fueron arrancados piedras y estatuas, columnas, capiteles y demás elementos arquitectónicos, muchos de los que se hallaban desperdigadas por el circuito monacal. A la vista de estos valiosos restos se pensó (en los primeros años del siglo veinte) compendiarlos uno a uno y guardarlos en la galilea o bien atrio del templo, como almacén temporal. El sitio no ofrecía suficientes garantías de seguridad con lo que se trasladaron todas y cada una de las piezas a las 2 salas de la biblioteca vieja, transformándose en salas de depósito y clasificación, a la espera de una reconstrucción.


En mil novecientos treinta se creó el Real Patronato de Poblet, a causa de lo que empezaron las obras de restauración del conjunto monumental. Se dedicó singular interés a la reconstrucción y rehabilitación de las llamadas Casas Nuevas, ubicadas en el ángulo noreste del circuito, que son unos edificios del siglo XVIII bastante extensos, que se destinaron como sede de un primer museo ya organizado como tal. Tenía ocho salas en las que se exhibían las piezas arqueológicas encontradas: porcelana, cuadros, libros, orfebrería, ornamentos rituales, etcétera Unos elementos habían sido recuperados y otros fueron donados por amigos y patrocinadores del monasterio.


En mil novecientos cuarenta retornaron los frailes cistercienses a Poblet y en mil novecientos cuarenta y tres ya les eran precisas las Casas Nuevas para vivienda de los frailes clérigos. El Patronato se encargó de buscar un nuevo alojamiento para el museo y se pensó en el Palacio del Abad, fuera de la clausura, mas este edificio estaba en estado de ruina total y requería un buen tiempo y dinero su rehabilitación. Se pensó entonces en las 2 naves construidas en el siglo XV sobre las bodegas y que habían servido como dormitorio de frailes ancianos.


En mil novecientos sesenta se reordenaron todas y cada una de las piezas existentes dividiendo el museo en cinco secciones:



  • Sepulcros y panteones reales
  • Piezas de arquitectura
  • Imaginería
  • Grabados y fotografía
  • Objetos varios

En mil novecientos sesenta y seis se restauró el palacio del rey Martín que a lo largo de un año se destinó a asambleas y exposiciones hasta el momento en que se decidió dedicarle a museo, pensando que por su amplitud se iban a poder poner en él aun las piezas guardadas y guardadas como fondos. Este nuevo y terminante museo fue organizado bajo la dirección de mosén Genís Baltrons, (que había organizado ya exitosamente el museo de la catedral de Girona), más la ayuda de las Diputaciones de Girona y Tarragona; las obras comenzaron en mil novecientos setenta y siete.La mayor parte de las piezas expuestas fueron restauradas por las monjas benedictinas de San Daniel de Girona.


En diciembre de mil novecientos setenta y ocho, Josep Tarradellas, presidente de la Generalitat, inauguró oficialmente el museo que se abrió al público el dieciocho de marzo de mil novecientos setenta y nueve.


COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:


  ELIGE TU TEMA DE INTERÉS: 


autoayuda.es

 Los Hoteles del Mundo 

autoayuda.es   BUSCADOR HOTELES     

 

USUARIOS:

Hay 103 invitados y ningún miembro en línea

hoteles, viajes y aeropuertos

hoteles, viajes y aeropuertos

 

hoteles, viajes y aeropuertos

 

Está aquí: Inicio > [ HOTELES del MUNDO ] > ıllı Palacio del rey Martín el Humano en Poblet wiki: ofertas y reservas, precio barato y opiniones

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas