ıllı Guías de Viajes, Hoteles y Aeropuertos (2018)

INFORMACION SOBRE OFERTAS DE VIAJES, HOTELES, VUELOS, SEGUROS, ALQUILER, DESTINOS Y CONSEJOS PARA VIAJAR

 !Selecciona tu Idioma!

ıllı Directorio Internacional de Hoteles del Mundo:

ıllı Hotel Ritz (Madrid) wiki: ofertas y reservas, precio barato y opiniones

COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:

hoteles, viajes y aeropuertos

salud  ıllı Hotel Ritz (Madrid) wiki: ofertas y reservas, precio barato y opiniones 


El edificio fue estrenado por el rey Alfonso XIII el último día de la semana dos de octubre de mil novecientos diez en compañía de los ministros y representantes de la alcaldía de la villa de Madrid (siendo regidor José Francos Rodríguez). El Hotel brota de una necesidad hostelera creciente de la urbe de inicios del siglo veinte. Los jornales de la temporada destacan el lugar en el que se ha construido como el más sano y apacible de la capital de España. El emplazamiento escogido era ya antes un descampado, ocupado por ciertos barracones (pertenecientes al Circo Hipódromo) como por los jardines del viejo Teatro Tívoli. Todos estos terrenos pertenecieron previamente a los jardines del Buen Retiro de la capital española.


Se comenzó el estudio de la construcción del hotel a instancias del rey Alfonso XIII quien, a la vuelta de una vira por Europa, se percató de que la Corte de España carecía de un hotel con la dignidad suficiente para percibir a la realeza europea y demás visitantes ilustres. Su idea era que la capital de España contara con un hotel a la altura de los hoteles Ritz de la ciudad de Londres y de la ciudad de París. Su boda con Victoria Eugenia de Battenberg fue la disculpa para dotar a la capital de España con un hotel de gran lujo, el primero de la capital de España. Exactamente el mismo Rey aportó una parte del capital, al lado de otros personajes de la sociedad madrileña, y encargó a la Ritz Development Company su construcción, siendo desarrollado y construido bajo la supervisión personal del conocido hotelero César Ritz, de quien adoptó el nombre. La idea inicial era que exactamente el mismo César Ritz se hiciese cargo del Hotel de la capital española, mas desde mil novecientos dos padecía de depresión y por último contribuyó a su muerte en mil novecientos dieciocho. En el la capital de España de inicios del siglo veinte existían ya ciertos hoteles, uno de ellos el recién estrenado Grand Hôtel de la ciudad de París situado en plena Puerta del Sol, pese a todo no era considerado un hotel de gran lujo. Si bien hubiese un deseo expreso de Alfonso XIII apoyando su construcción, ciertos políticos de la temporada mostraron una fuerte oposición al proyecto, uno de ellos fue el concejal del Municipio de la villa de Madrid Francisco Largo Caballero (más tarde va a ser Miembro del Congreso de los Diputados en Cortes y Presidente del Gobierno de la República) aduciendo que la altura del edificio proyectado no era la tolerada por las leyes de urbanismo estipuladas para esta zona. Por último el proyecto consiguió salir adelante.


Diseño y construcción

Bóveda empizarrada frontal del Hotel.

El lujoso edificio fue proyectado en mil novecientos ocho por el arquitecto técnico francés Converses Frédéric Mewes y construido en el periodo (mil novecientos ocho-mil novecientos diez) bajo la dirección de los arquitectos Luis de Landecho y Lorenzo Gallego. Se trata de uno de los primeros edificios madrileños que emplea en su construcción el hormigón. Las obras de construcción se concluyeron el catorce de mayo de mil novecientos diez. Las compañías españolas y extranjeras más afamadas de la temporada contribuyeron en la decoración de sus salas. Las alfombras se tejieron en la Real Factoría de Entapices, la mantelería fue encargada a firmas irlandesas, el moblaje fue encargado a Lissarraga y Sobrinos, los espéculos a Pereantón. La vajilla de Limoges y la cubertería de plata inglesa de la casa The Goldsmiths. Se inauguró con una enorme celebración el día dos de octubre de mil novecientos diez, y velozmente se transformó en uno de los referentes de la vida social y cultural de la capital. El primer consejo de administración era encabezado por Luis de Cuadra y Raúl, II marqués de Guadalmina. El primer gerente del hotel fue Antonio Mella, que tenía la experiencia de la gerencia precedente de los Hoteles Ritz de la ciudad de París y Londres. Su mujer le asistió en la administración del Hotel haciéndose cargo de los servicios de cuartos y de ropa. Pronto acapararía la atención de la sociedad madrileña de la temporada, hasta el momento en que años después se edifique en frente el Hotel Palace.


Comienzos y la saga Marquet

Fuente de Neptuno en la plaza de Cánovas del Castillo.

El primer maître del Hotel fue Olivier un chef natural de Pau, muchos de los primeros platos servidos en los orígenes eran meridianamente de cocina francesa y ciertas preparaciones inspiradas en el conocido chef y gastrónomo George Auguste Escoffier. La oferta gastronómica de la urbe, previamente a la aparición del Ritz, pasaba por las cocinas del Grand Hôtel de la ciudad de París de la Puerta del Sol, de La Maîson Imperiale (que más tarde se transformó en el Hotel Imperial), el Touriné, el Genieys y el conocido en la sociedad madrileña de la época: Lhardy (situado en la carrera de San Jerónimo). Todos y cada uno de los chefs en estas eran cocinas eran influidos meridianamente por la cocina francesa, muy de tendencia en la temporada. El primer chef del Ritz fue el de España Félix Ruiz del Castillo, este ya tenía experiencia en grandes Hoteles de la ciudad de París y también Inglaterra. Otro de los primeros chefs alcanzó la fama en la historia de la cocina de España y es el chef aragonés Teodoro Bardají, el hotel financió la publicación de su primera obra La cocina de ellas". Las habitaciones de estos primeros días alcanzaban el costo de veinte pesetas al día.


La aparición del Ritz convirtió ciertas costumbres populares que eran empleo frecuente en la sociedad madrileña desde siglos atrás. A fines del siglo XIX era frecuente entre la aristocracia de España servir como merienda chocolate caliente servido en jícaras (pocillos) y en mancerinas muy elegantes (véase: Historia del chocolate en España). Los nuevos usos venían de la mano de este nuevo género de instituciones hosteleras, que traían nuevas tendencias. La costumbre de tomar té se empezó a instituir en la capital española con la novedad introducida por los salones de té del Ritz. Se hicieron conocidas las comidas de cada lunes en el Ritz, publicadas en las "notas de prensa" de los jornales madrileños de la temporada. Tras cada lunes muy elegantes se anunciaban todos los martes de monsieur Chaquet. Se hicieron conocidas del mismo modo las tardes del Ritz en las que se bailaba en sus salas un baile de moda: el fox-trot. La Primera Guerra Mundial y el papel neutral de España atrajo a abundantes personajes de la aristocracia que precisaban de los servicios de un Hotel como el Ritz.La afluencia de estos personajes aumentó el glamur inicial del Hotel, muchos de ellos empleaban sus salas como base de operaciones. Entre los visitantes ilustres se halla la llegada en el mes de octubre de mil novecientos dieciseis de la espía internacional (en calidad de doble agente) de origen holandés Margaretha Geertruida Zelle, famosa asimismo con el apodo de: Mata Hari. Se instaló en el Ritz, en su segundo viaje a la villa de Madrid, con el nombre de Condesa Masslov y opera en el Hotel hasta enero de mil novecientos diecisiete, un poco antes de su muerte. Otra espía menos popular se alojaba en el Ritz, Marthe Richard, que operaba al servicio del gobierno francés.


En mil novecientos veintiseis, apenas 15 años tras la inauguración del hotel, la administración del hotel pasó al belga Georges Marquet que adquirió el hotel. Esta adquisición tuvo su continuidad en una saga familiar Marquet que alcanzó hasta el nieto que por último en el año mil novecientos setenta y ocho vende el Hotel nuevamente. A Georges Marquet se le debe la construcción asimismo del Palace y del Palacio del Hielo. Fue en mil novecientos veintiseis cuando Salvador Dalí, que en aquella temporada vive en la Vivienda de Estudiantes, entra en el Ritz con la pretensión de cortarse el pelo y tomarse un cocktail. Era costumbre que más tarde, cuando venía el pintor a la capital de España y se alojara en el Hotel, una de las 4 esquinas del restaurant fuera reservada a la pareja. Figura entre los primeros consejos de dirección del Hotel un nombre que más tarde se introduciría en la política de España de la temporada. El ocho de enero de mil novecientos treinta y dos figura en el consejo José Antonio Primo de Rivera. Poco más tarde José Antonio debió desamparar su puesto de consejero para atender las obligaciones políticas. Es en esta temporada en la que se forman los nuevos barmans de la capital de España, un caso es Perico Chicote que va a abrir su Museo Chicote. Otro de los bartender salidos del restorán es Clodoaldo Cortés que se hizo más tarde con el restorán de mucho lujo madrileño Jockey.


La Guerra Civil y la postguerra

La bóveda, a la noche.

Ya a inicios del año mil novecientos treinta y seis, la urbe de la villa de Madrid era eco de las quejas y revueltas que desembocarían en la Guerra Civil De España. la villa de Madrid fue fiel al gobierno de la Segunda República y desde finales de mil novecientos treinta y seis la villa de Madrid se transformó en un frente de batalla. En el trascurso de la defensa de la villa de Madrid el Hotel fue empleado como Centro de salud de Sangre y ciertos de sus empleados cooperaron en sus funciones hospitalarias. En la habitación veintisiete del primer piso murió el veinte de noviembre de mil novecientos treinta y seis el renombrado anarquistaBuenaventura Durruti, herido de bala a lo largo de la batalla de la urbe Universitaria. La muerte del ácrata de España hizo que su testera se llenara de banderas de la Confederación Nacional de Trabajadores.


El hijo de Georges Marquet (Georges Marquet Delina) prosiguió al cargo del mismo hasta el final de la Guerra Civil y ciertos años siguientes. Su periodo de gobernación estuvo marcado por una rigurosa observación de la etiqueta. Una afección cardiáca hizo por último que se encargase del hotel su esposa: Madame Marquet. En los primeros momentos tras la guerra civil, los moradores de palacios y casas suntuosas de la capital y que fueron arrasados por la batalla, retornaron y se alojaron provisionalmente en el Hotel. En el periodo de Postguerra de España, que coincidió con los principios de la Segunda Guerra Mundial, el nuevo gobierno de España apoyaba a Alemania. Se puso al cargo del Hotel el gerente Conrado Kessler hasta mil novecientos cuarenta y cinco. A lo largo de su orden se abordó la reparación del Salón Real. Los visitantes eran otros, entre ellos: el mariscal Pétain, Galeazzo Ciano (yerno de Mussolini), Heinrich Himmler. La visita acordó la colaboración de España en la Segunda Guerra Mundial, a través de el envío de la División Azul. Un habitual visitante de la temporada de Postguerra era asimismo José Millán-Astray. Ya en los cincuenta el Hotel recibe la visita de Alexander Fleming. El once de junio de mil novecientos cuarenta y ocho radica en el Hotel y también empieza una visita infestada de sucesos.


Declive de los años setenta


Tras madame Marquet, el nieto de Georges Marquet se hizo con la administración hostelera familiar. Estaba poco motivado por el negocio familiar de hostelería, y también empezó un periodo de decadencia a mediados de los años setenta. Ciertas actividades y servicios tradicionales del Hotel cesaron, por poner un ejemplo la tradicional cena de Nochevieja, el jardín ya no se empleaba como comedor y la reposición de vinos en la bodega cesó. El nieto de Georges Marquet era apasionado a la filatelia y decidió adquirir una esencial compilación de sellos. El dinero fue tomado de manera directa de la sociedad, algo que irritó a ciertos accionistas. A fines de los setenta, ya mil novecientos setenta y ocho el regidor de Barna Enrique Masó adquiere los 2 Hoteles: Palace y Ritz. Massó creó más tarde con ciertos amigos la sociedad Nacional Hostelera con sede en la capital española. El montante de la operación alcanza los cuatrocientos millones y se formaliza en Bruselas, uno de los prestamistas iniciales para la ejecución de la adquisición fue la Banca Rothschild. Esta operación fue vista con recelo por la parte de ciertos periódicos de la temporada, como lo fue El Caso. El Hotel fue acomodo de los visitantes al sepelio de Francisco Franco a fines de mil novecientos setenta y cinco.


A principios de la década de los ochenta se sabía que el empresario, accionista mayoritario del Ritz, tenía pretensiones de vender los 2 hoteles. El Ritz se componía de 2 sociedades: Ritz SA y el Restaurant Ritz. El Hotel era una sociedad que daba beneficios, al paso que el restorán lanzaba unas pérdidas copiosas. Ciertos pretendientes iniciales a la adquisición fue el holding Rumasa, siendo por último adjudicada a la multinacional inglesa Trusthouse Forte (THF). El conjunto Forte nació en la década de los cincuenta en Regent street y era en los ochenta una de las multinacionales hosteleras más esenciales con prácticamente ochocientos hoteles repartidos en setenta países. Una de las primeras acciones de THF fue la de aunar la sociedad del Hotel con el Restaurant, contó con la resistencia de ciertos empleados.En mil novecientos ochenta y dos pone al cargo del Hotel al gibraltarense John M. Macedo y con él se comienza una inversión en el Hotel con el propósito de reanudar la situación señalada que había perdido. Pese a este quinquenio de intentos de dar al Hotel una visión más cosmopolita, las luchas legales en mil novecientos noventa y cinco con el conjunto televisivo inglés Granada. Tras múltiples luchas legales y financieras, en mil novecientos noventa y seis el conjunto Granada se hace con el poder de Forte y pone en venta los 2 hoteles nuevamente.


En mil novecientos noventa y uno acogió asambleas paralelas a la Conferencia de Paz de Oriente Medio en la villa de Madrid. Las cocinas del Ritz empiezan a ofrecer platos de la cocina de España de la mano del chef Javier Aldea, mostrando ciertas especialidades de sus zonas. El hotel invita periódicamente a chefs españoles regionales a la villa de Madrid para presentar y fomentar sus platos. En mil novecientos noventa y nueve el Ritz fue considerado por la gaceta Travel & Leisure como uno de los diez mejores hoteles del planeta. El conjunto francés Le Meridien efectúa su completa rehabilitación en dos mil uno, y el conjunto de Norteamérica Orient-Exprés (que cambió en dos mil catorce su nombre a Belmond.com Ltd.) se encarga del simbólico establecimiento en dos mil tres.


En mayo de dos mil quince, la construcción es adquirido por Olayan (conjunto empresarial propiedad de la familia real saudita) y por la cadena Mandarin Oriental, quien se va a hacer cargo de la administración hotelera, incluyendo de este modo al Ritz de la capital española en su exclusivo conjunto de establecimientos de lujo. El montante de la operación fue de ciento treinta millones de euros, y a inicios de dos mil dieciocho se ha acometido una profunda reforma, cuya duración está prevista hasta finales de dos mil diecinueve, y que dotará al hotel de un spa y nuevos espacios de restauración, como una considerable mejora de los servicios y calidad de las habitaciones y suites, y que se eleva a prácticamente cien millones de euros. En ella se recobrarán elementos simbólicos como la cubierta de cristal que ocupaba el centro del edificio cuando fue estrenado, y asimismo se incorporarán piezas artísticas de la compilación del Ritz, entre aquéllas que se incluyen candelabros de cristal, pinturas viejas, frescos y estatuas.

Entrada primordial en la Plaza de la Fidelidad, a la noche.

El hotel se halla en un espacio próximo al Museo del Prado (y el Museo Thyssen-Bornemisza), al Retiro y al Jardín Botánico. La entrada primordial se halla mirando a la Plaza de la Fidelidad. El hotel tiene 2 restaurants, uno de carácter informal que se halla en el jardín y el otro, de categoría superior, llamado Goya y se extiende al piso de arriba de la terraza.


Se trata de un edificio de 6 plantas con testeras fáciles de estilo afrancesado. Las testeras han sido declaradas monumento nacional. Con sus ciento treinta y siete habitaciones y treinta suites, sus extensos salones y su jardín, ya desde sus orígenes era considerado un hotel de mucho lujo, frecuentado por la realeza europea en sus visitas a España. El hotel tiene un íntimo jardín en su chaflán. La terraza y jardín del establecimiento se halla cercada con una valla de hierro y se accede desde múltiples situaciones, una de ellas es desde el Restaurant Goya.


Los cuartos están decorados de forma individual, con los baños acabados en mármol. Las alfombras y entapices de una gran parte de las salas fueron elaboradas en la Real Factoría de Entapices. Las salas decoradas con columnas recuerdan en ciertas ocasiones la Belle Epoque.


COMPARTE EN TU RED SOCIAL PREFERIDA:


  ELIGE TU TEMA DE INTERÉS: 


autoayuda.es

 Los Hoteles del Mundo 

autoayuda.es   BUSCADOR HOTELES     

 

USUARIOS:

Hay 83 invitados y ningún miembro en línea

hoteles, viajes y aeropuertos

hoteles, viajes y aeropuertos

 

hoteles, viajes y aeropuertos

 

Está aquí: Inicio > [ HOTELES del MUNDO ] > ıllı Hotel Ritz (Madrid) wiki: ofertas y reservas, precio barato y opiniones

Las cookies nos permiten ofrecer nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, aceptas el uso que hacemos de las cookies. Ver políticas